4 maneras de combatir el spam en Google My Business

4 maneras de combatir el spam en Google My Business
martes, marzo 26, 2019
Zoran Dobrijevic

Si estás trabajando duro para tener tus localizaciones en Google Local 3-Pack, tu sabes lo frustrante que es ser superado por una ficha fraudulenta. Afortunadamente, hay formas de luchar contra las fichas falsas, las reseñas falsas y otros casos de spam que evitan que sus páginas de Google My Business alcancen su potencial. Pero antes de explorar los remedios más efectivos, primero debemos preguntarnos a nosotros mismos…

¿Qué son fichas fraudulentas?

Por nuestra experien-cia, hay tres tipos de Spam más comunes en Google My Business. Cuando aprendes cómo identificarlos, y comprendes cómo cada tipo puede afectar a su negocio, la lucha puede comenzar.

  1. Fichas falsas

    Son fichas de negocios que no existen do existen pero no tienen ubicación física o prestan servicio. Pueden ser lugares falsos de negocios que utilizan un buzón o una oficina virtual para intentar puntuar en GMB. Aunque se supone que deben contar con personal durante las horas que figuran en sus fichas, a menudo no es así.

    También vemos personas que utilizan varias direcciones de casa para crear múltiples fichas falsas.

  2. Fraudes relacionados con las keywords

    Esta práctica tiene que ver con agregar varias palabras clave descriptivas a un nombre de negocio y / o descripción que no son parte del negocio real. Por ejemplo, una empresa llamada “Firma de abogados González” puede convertir su nombre de GMB en” Abogados González especializados en divorcios en Valencia”. Esto ha sido una táctica de local SEO sorprendentemente eficaz but Google está intentando combatir esto—gracias, en parte, a que otras empresas locales lo denuncian.

  3. Revisiones falsas o sesgadas

    Este es uno de los tipos más comunes de spam en las fichas y también uno de los más difíciles de resolver. No solo las falsas reseñas positivas pueden ser compradas por empresas, sino que las empresas destacadas pueden sufrir falsas críticas negativas sin que éstas sean ciertas.

    En total, hay cuatro tipos de reseñas positivas que van en contra de los Términos de servicio de Google: Reseñas selectivas (por ejemplo “sólo cosas buenas”, dónde a los clientes reales se les solicita selectivamente que dejen reseñas entusiastas); reseñas que no son de clientes, como las realizadas por empleados; Reseñas obtenidas de otros negocios al ofrecerles un comentario positivo a cambio; y cualquier reseña que haya sido incentivada.

    Por otro lado, existen también reseñas negativas que no siguen los términos de Google: reseñas para un negocio incorrecto (es decir, mal identificado); comentarios sesgados, como las que deja alguien que promueve un negocio de la competencia; Reseñas que están motivadas por una noticia polémica; y reseñas en múltiples localizaciones del mismo negocio basadas en una única experiencia en una determinada localización.

¿Cómo se combate este spam en GMB?

Si cree que ha encontrado algún tipo de spam de este tipo en sus fichas, su primera medida tiene que ser avisar a su gestor de cuenta de DAC! Como partners de Google, podemos tomar medidas rápidas y decisivas para remediar cualquier tipo de problema de búsqueda local. Pero si no es un cliente de DAC, no se preocupe: existen cuatro formas sencillas que usted puede hacer para luchar contra el spam de las fichas.

  1. Sugiere ediciones públicas y denuncia

    Puede editar públicamente una ficha imprecisa y llena de palabras clave. Esto funciona mejor para fichas que no han sido reclamadas, pero Google revisa las ediciones independientemente de si se trata de una ficha reclama o no. Afortunadamente, las reseñas falsas son normalmente fáciles de detectar, simplemente denunciándolas suele ser una manera muy efectiva de luchar contra ellas.

  2. Respondes a reseñas falsas

    Si su empresa ha atraído comentarios negativos falsos, puede responderlos para señalar a sus clientes potenciales y clientes que a) la reseña es falsa y b) que está trabajando para que se elimine. Por supuesto, responder a críticas negativas, sean o no legítimas, es algo que debería hacer de todos modos (y si está experimentando que es demasiado frustrante y lento, nuestro panelTransparenSEE es la solución que necesitas)

  3. Informar de spam en el foro de Google

    Publicarlos en la comunidad de Google My Business hace que Google los investigue. Sin embargo, este foro en realidad está dirigido por voluntarios, lo que significa que los tiempos de respuesta pueden variar, y es posible que algunos hilos nunca reciban una respuesta oficial. Por lo tanto, puede merecer la pena tratar de abordar algunos problemas con la ayuda de esta comunidad, pero, una vez más, su mejor opción es contactar a su gestor de cuenta de DAC.

  4. Informar de ellos en Twitter o Facebook

    Puedes enviar un mensaje directo Google My Business en Twitter o Facebook si por ejemplo quieres denunciar que un competidor está rompiendo las reglas del juego. Como un canal privado, la mensajería directa asegurará que no se lo denuncie como denunciante, pero esa confidencialidad también significa que no se le notificará si el caso se resuelve y cuándo. Tendrá que consultar pasado un tiemposi la ficha que denunció sigue teniendo el mismo problema, y recuerde que solo puede comunicarse con GMB por teléfono o chat si el problema está relacionado con sus propias fichas.

Una solución humana para un problema humano

Nunca ha sido tan importante mantener sus fichas actualizadas y correctas proactivamente. Pero es una tarea lenta y difícil de solucionar el tipo de problemas complejos y generalizados que incluso Google no puede detectar y prevenir.

En cambio, las personas son claves en este punto. Cuando el spam logra salvar las barreras tecnológicas, un elemento humano, y una vigilancia constante y continua, es la única manera de restablecer la paridad y hacer que su SEO local vuelva a encarrilarse. Eso es exactamente lo que encontrará con nuestro exclusivo enfoque de gestión activa para las fichas locales. ¿Quieres saber cómo lo hacemos? Hablemos.